10 beneficios de un planificador industrial

Planificador_Industria_APS

La mejora de la eficiencia de la producción, la flexibilidad o la automatización de tareas, son algunos de los beneficios de la implantación de un planificador industrial.

El uso de un planificador industrial facilita la toma de decisiones y mejora la posición de la fábrica ante la competencia

La transformación de la industria hacia un modelo digital precisa de soluciones que mejoren la eficiencia de la producción teniendo en cuenta todas las áreas de la empresa. Uno de los elementos para obtener la visión global con la que favorecer el rendimiento de la planta de fabricación se obtiene a través de un sistema de planificación industrial avanzado (APS) que alcanza los siguientes beneficios:

  1. Reducción de costes. La implantación de un planificador industrial requiere de una inversión inicial, pero a medio plazo reduce los costes de operación.
  2. Flexibilidad. La fábrica es capaz de adaptarse a la demanda e imprevistos del mercado en poco tiempo gracias a la capacidad de rehacer los planes de forma inmediata teniendo en cuenta los recursos realmente disponibles.
  3. Uso más eficiente de sus recursos. Un sistema de planificación industrial reduce los tiempos de parada, es capaz de ahorrar en costes de mantenimiento y racionalizar el uso de los materiales, y también contribuye al ahorro de energía gracias a un uso más eficiente de las máquinas.
  4. Optimización de multitud de objetivos de negocio. La utilización de un planificador avanzado permite no solo aumentar la utilización de los recursos, sino planificar reduciendo inventarios, plazos de entrega, cumplimiento de pedidos críticos, etc. La optimización se puede realizar en pocos segundos por diferentes criterios planteando escenarios alternativos.
  5. Reducción de las paradas por falta de recursos. Una planificación avanzada tiene en cuenta todos los recursos necesarios, materiales, utillaje, personas, y por supuesto las máquinas. Las fabricaciones se iniciarán solo cuando los recursos estén disponibles.
  6. Mantenimiento más ágil. Gracias a la optimización de los tiempos de parada, se pueden programar los mantenimientos en los momentos más oportunos realizándolos de la manera más ágil.
  7. Visibilidad de la información. La utilización de un planificador avanzado permite dar visibilidad a toda la empresa, especialmente al departamento comercial que podrá comprometer fechas de entrega (Capable to Promise Date) fiables y de forma rápida.
  8. Coordinación de las áreas. La utilización de un planificador permite coordinar los trabajos de los departamentos de soporte con la línea de producción: Mantenimiento, pruebas de ingeniería de proceso, industrialización de productos, etc.
  9. Información más precisa. Al automatizar la planificación, es posible disponer de datos objetivos y KPIs que facilitan la toma de decisiones.
  10. Más seguridad para los empleados. La automatización de las operaciones industriales conlleva una retirada de los trabajadores de los lugares de trabajo más peligrosos en el entorno de la fábrica en los momentos en que se puedan producir situaciones de riesgo.

Con el software de planificación de la producción PlanetTogether by aggity es posible planificar en tiempo real los recursos de la planta de fabricación, gestionar con eficacia los plazos de entrega y las urgencias para optimizar los stocks; además de conocer de manera gráfica e intuitiva la secuencia en el tiempo de las órdenes de trabajo que se generan en un proceso.

Asimismo, una solución de este tipo facilita la creación de alarmas, previsiones de consumo de materiales, tiempos de entrega de producto acabado e identifica cuellos de botella. Y, por supuesto, permite programar la operativa de máquinas y operarios, y volver a planificar en tiempo real en función de los eventos en planta.

Relacionados

Entradas Recientes

marketing_post_pandemia